Written by

La evolución de la mítica Ruta 66

La U.S. 66 se finalizó el 11 de noviembre de 1926 y se señalizó en 1927. En sus inicios iba des de Chicago (Illinois), pasando por Misuri, Kansas, Oklahoma, Texas, Nuevo México, Arizona y California hasta finalizar en Los Ángeles. El total del recorrido era de 2.448 millas(3.939 Km).

A lo largo de los años ha habido muchas mejoras y modificaciones que afectaron a la longitud, el más importante fue cambiar el final de Los Ángeles a Santa Mónica.

A pesar de ser la primera carretera completamente pavimentada de América en el 1938, varios tramos fueron llamados “Bloody 66”(“Sangrienta 66”) y poco a poco se fue trabajando para mejorar las curvas. Pese a las mejoras, el tramo que pasaba por las Black Mountains de Arizona estaba lleno de curvas en horquillas pronunciadas y cuestas muy empinadas por todo el tramo, provocando que algunos de los viajeros pagaran a gente de la zona para que hiciera de copiloto al llegar a ese punto.

Gracias al amplio territorio que cubría, el tráfico creció rápidamente, sobre todo en camiones, ya que gran parte de su trazado era llano, por lo que todo ello contribuyó a mejorar notoriamente la economía de las pequeñas ciudades que atravesaba.

En los años 30, esta carretera proporcionó una gran ayuda a familias granjeras de Oklahoma, Kansas y Texas, a la hora de trabajar en laagricultura en California por las consecuencias de la Gran Depresión. También se utilizó mucho durante la Segunda Guerra Mundial, cuando la gente emigraba hacia California por la industria bélica.

También en los años 50, la gente se sirvió de ella para desplazarse de vacaciones a Los Ángeles, lo que promocionó atracciones turísticas como el desierto de Arizona, el Gran Cañón (a 90 km de la Ruta 66), los moteles en forma de tipi, puestos de natillas frías, criaderos de reptiles, las famosas cuevas de Meramec (cerca de St. Louis, la guarida de Jesse James), el restaurante Big Texan, el primer McDonald’s (en San Bernardino, California), etc.

Sea como fuere, la Ruta 66 se ha convertido en un emblema tanto para los mismos ciudadanos que la transitan habitualmente, como para los turistas que no quieren perderse esta fantástica aventura. ¿Te la perderás tú?

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies